El tiempo - Tutiempo.net
sábado 28 de enero de 2023 - Edición Nº1515

Actualidad | 17 ene 2023

TUS RADIOS

Día 12 del juicio por el crimen de Fernando Báez Sosa: "Mis hijos no son asesinos"

Mauro Pertossi habló poco después de que su hijo rompiera el silencio: dijo que evitó patear a Fernando cuando estaba indefenso. Mañana será la última audiencia, en el aniversario del homicidio.


13.03 Silvino Báez: “Fernando se anotó para donar sus órganos antes de terminar la secundaria y por los golpes que le dieron no pudo donar”

Al finalizar la audiencia número 12, la mamá y el papá de Fernando Báez Sosa, Graciela Sosa y Silvino Báez, dialogaron con los medios y remarcaron que la única víctima en el marco de este expediente es su hijo. “Fernando se anotó para donar sus órganos antes de terminar la secundaria y por los golpes que le dieron no pudo donar”, sostuvo su papá.

Presente en cada jornada en los tribunales de Dolores al igual que su esposa, Silvino tildó como “sin palabras” cada uno de los testimonios de los familiares y amigos de los acusados. “Para la Justicia no sé qué será, pero a mí no me causó nada”, dijo y acotó inmediatamente: “Yo lo que le digo a la sociedad es que Fernando es la víctima, a Fernando le rompieron la cabeza. Fernando se anotó para donar sus órganos antes de terminar la secundaria, por la patada y los golpes que le dieron no pudo donar ni sus órganos. La víctima es Fernando y nada más”.

Después, Graciela se refirió en iguales términos a las palabras de los allegados a los imputados. “Yo me descompuse y salí, pero de eso que escuché, sin palabras”, deslizó la madre del joven asesinado en Villa Gesell, quien dijo que durante el juicio se le presentan todas las cosas vividas desde el día en que recibió la peor noticia. “Acá la única victima es Fernando. A Fernando lo asesinaron de manera cruel. Solo espero justicia por mi hijo. Hicimos este viaje en busca de justicia”, marcó, en línea con su marido.

La señora comentó también que fue “sin palabras” la testimonial que dio ayer Juan Pedro Guarino, uno de los sobreseídos, y negó haber recibido una carta de parte de él.

“Esperemos que mañana sea tranquilo. Con fuerzas. Va a ser un día muy doloroso para nosotros, se cumplen tres años del asesinato de mi hijo, mañana es un día de mucho dolor para nosotros y queremos ese dolor convertirlo en ayuda. Queremos que la gente venga a acompañarnos porque no es fácil para nosotros la pérdida de nuestro hijo”, siguió Graciela.

Además, contó que ninguno de los padres de los acusados se acercó a ellos. “Igual preferimos estar bien lejos. ¿Qué van a decirnos? Con que nos pidan perdón, no nos devuelven a nuestro hijo. Queremos estar tranquilos y lo más lejos posible”, aclaró la señora, que no quiso hablar sobre las expresiones que tuvo ayer Máximo Thomsen cuando pidió declarar en el juicio.

“Quiero decirle al país que acá la única víctima se llama Fernando José Baez Sosa, que decidió ir de viaje a pasar sus vacaciones y me lo devolvieron en un cajón bien cerrado, le rompieron la cabeza, estaba puesto en una bandeja, todos sus órganos, de tantas patadas y golpes que le dieron”, cerró.

13.01 Tomei: “Hay tres años de historias que no son tan buenas”

El abogado defensor, Hugo Tomei, dio unas pocas palabras al retirarse de los tribunales de Dolores y allí contó a los medios que los familiares de los acusados hasta radicaron denuncias por las situaciones hostiles que dijeron vivir durante estos tres años y que contaron en el juicio. “Hay tres años de historias que no son tan buenas”, indicó.

13.00 Terminó la audiencia

Con la declaración de María Alejandra Guillén, la madre de Enzo Comelli, terminó la audiencia número 12, que es la penúltima del juicio. Mañana se cumplen tres años del homicidio de Fernando Báez Sosa.

12.50 Burlando: “Después de lo que escuché, me doy cuenta por qué estos pibes son así”

Tras la declaración de los padres y madres de parte de los imputados, Fernando Burlando, el abogado de la familia de Fernando Báez Sosa, les hizo una férrea crítica en diálogo con LA NACION“Después de lo que escuché, me doy cuenta por qué estos pibes son así”, deslizó el representante de Silvino Báez y Graciela Sosa.

Al analizar las palabras de Mauro Pertossi -el padre de Ciro y Luciano-, de Eduardo Benicelli -el de Matías- y de María Alejandra Guillén -madre de Enzo Comelli-, Burlando comentó: “A mí me llamó la atención que solamente vengan a hablar de ellos. Van a decir que les duele la muela, que tienen problema en el almacén, problemas con los medios, con Burlando. Me parece una cosa realmente menor ante toda esta tragedia. A veces te das cuenta los por qué. Después de lo que escuché me doy cuenta por qué estos pibes son así. Jamás tuvieron una opinión, una cuota de amor al prójimo o de condolencias para la familia”.

En ese sentido, aseguró que esperaba una actitud “mucho más inteligente” de la defensa. “Este es un proceso donde la inteligencia es la alcave, tenés que mostrar inteligencia, no veo eso en ninguno de los que pasaron”, remarcó.

12.48 Tuit de Burlando

Mientras hablaban los padres y las madres de parte de los acusados, el abogado de la familia de Fernando Báez Sosa, Fernando Burlando, utilizaba su celular. “Quien mata sin escrúpulos puede mentir sin escrúpulos. Les recuerdo que ustedes a Fernando lo amenazaron, lo emboscaron y lo mataron. Encima, para coronar la noche, se fueron a comer hamburguesas como si nada hubiese sucedido. Parece que matar da hambre”, escribió en su cuenta de Twitter el representante de Silvino Báez y Graciela Sosa.

12.32 Declara María Alejandra Guillén, la madre de Comelli, y deja un comentario para Burlando antes de irse

María Alejandra Guillén, la madre de Enzo Comelli, fue la primera mamá en declarar en la audiencia número 12. “Enzo hacía deportes y trabajaba en un boliche, con eso se pagó sus vacaciones”, comenzó.

“¿Cómo impactó este evento en la familia?”, preguntó el abogado defensor, Hugo Tomei, mientras la mujer lloraba, en referencia al homicidio de Fernando Báez Sosa. “Nos cambió la vida a todos”, aseguró la testigo, que siguió: “Mi vida cambió ese día. No puedo salir a la calle”.

Para que logre continuar, le acercaron un vaso de agua. “Sufrimos acosos, llamadas”, manifestó la madre de Comelli.

Cuando la jueza María Claudia Castro le comunicó que ya podía retirarse, Guillén advirtió que quería acotar algo más. “Quería decirle al señor Burlando que yo no soy ninguna puta. Hace tres años que esperé este momento. Yo necesito decirlo. Quiero aclararle que yo trabajaba, no era ninguna puta”, sostuvo y se retiró.

12.22 Habla Eduardo Benicelli: “No quiero decir que lo que pasó no fue terrible, es un dolor para todos”

Eduardo Benicelli, padre de Matías, contó en la primera parte de su declaración que la familia tiene un taller de chapa y puntura. “Cuando terminó la secundaria, [Matías] se quedó a trabajar con nosotros. Jugaba al fútbol”, relató.

También dijo que le prestó el auto a su hijo para que se fuera a Villa Gesell porque era el medio de transporte “más económico” e indicó lo que ocurrió en la familia tras el crimen de Fernando Báez Sosa. “Nunca me imaginé pasar una situación así. A mi señora le han dicho ‘puta e hija de puta’. La gente dejó de ir a mi trabajo”, manifestó.

“Fueron tres años de mucho dolor”, refirió Benicelli, mientras Silvino Báez movía su cabeza en señal de asombro. “No le encuentro una explicación, no quiero decir que lo que pasó no fue terrible, fue terrible. Fue terrible lo que pasó, es un dolor para todos”, siguió el padre del imputado, quien aseguró que los familiares de los imputados no pueden “ni salir a la vereda”.

Mientras el hombre hablaba, Ciro Pertossi rompió en llanto una vez más, luego también de la exposición de su padre, Mauro, donde se lo había visto lagrimear.

Para Benicelli solo hubo preguntas de la defensa. Los fiscales y los abogados que representan a Silvino Báez y Graciela Sosa no hicieron consultas.

12.13 Declara Mauro Pertossi: “Mis hijos no son asesinos”

Mauro Pertossi, padre de Luciano y Ciro, tío de Lucas, y tío y padrino de Blas Cinalli, fue el primer familiar en hablar en esta audiencia número 12. Para comenzar, el abogado defensor, Hugo Tomei, le preguntó cuáles eran las actividades de sus hijos. “Luciano había terminado el secundario. Ciro había empezado el CBC para la carrera de Arquitectura. No nos alcanzaba el dinero para ayudarlos para irse de vacaciones y, entonces, hicieron changuitas”, indicó. Detalló también que los jóvenes fueron a Villa Gesell en el auto del padre de Máximo Thomsen, Marcial, y en el de Matías Benicelli. En medio de la declaración, Pertossi comenzó a llorar cuando recordó lo que pasó después.

“Después de 25 años de trabajo me desligaron, empecé de chico a trabajar. Ahora tengo otros problemas, no consigo trabajo, el sostén de la familia es mi esposa. Las cosas no salen bien, he recibido amenazas”, indicó.

En la parte más fuerte de su declaración, negó las acusaciones contra Luciano y Ciro: “Mis hijos no son asesinos. No puedo creer de lo que se los está acusando”. Desde el banco de madera donde estaban sentados junto al resto de los imputados, ambos jóvenes lloraban al escucharlo. Con esa frase, Pertossi terminó su exposición y fue a sentarse al lado de su esposa.

11.55 Un psicólogo cuenta que los acusados se negaron a hacerse peritajes

El primero en declarar después del cuarto intermedio, y luego de las palabras de Ciro Pertossi y del perito informático de la defensa Pablo Alberto Rodríguez, fue Agustín Costa Shaw, un psicólogo clínico que intervino en la investigación penal suplementaria y que fue ofrecido en marzo de 2022 por la defensa, a cargo de Hugo Tomei.

Su exposición comenzó de forma virtual y en ella se refirió a un encuentro que tuvieron en La Plata él y otros psicólogos con los imputados, a la que definió como una “pre-entrevista”.

En un primer momento habló sobre Máximo Thomsen. “Hubo una situación especial donde Thomsen se quebró en lágrimas, hubo que contenerlo, estuvo llorando unos minutos. Dijo que no quería hacer el peritaje porque después se filtraba todo, después no podía parar de llorar. Fue contenido”, comenzó Costa Shaw.

“En un momento habló de la madre, se sintió culpable por la situación de salud de la madre. Por un lado decía que no quería [hacer el peritaje], pero no paraba de contar cuestiones personales. Estaba en tratamiento [psicológico] con alguien de afuera”, siguió.

Luego, remarcó que Ciro Pertossi dijo “que no tenía confianza en la Justicia”, mientras que su hermano, Luciano Pertossi, “hizo mucho énfasis en que se iba a filtrar el peritaje”. Además, según planteó, Matías Benicelli y Blas Cinalli pasaron por separado, pero el “licenciado Burgos [por otro psicólogo] no los dejó hablar”. Ayrton Viollaz, de acuerdo a lo que indicó, fue “el único que dio motivos de por qué no quería hacer el peritaje”.

En definitiva, Costa Shaw aseguró que todos los acusados se negaron a realizárselos.

11.50 Vuelven los ocho acusados a la sala de audiencias

Tras el cuarto intermedio, los ocho acusados de matar a Fernando Báez Sosa volvieron a la sala, a la espera de que se reanude la audiencia.

11.20 Quién es Ciro Pertossi

Ciro Pertossi, el acusado que pidió declarar hoy apenas iniciada la audiencia, tiene 22 añosEs hermano de Luciano Pertossi y primo de Lucas Pertossi, otros de los imputados. La fiscal describió en su requerimiento que “se lo visualizó en la fracción fílmica que observa cómo el sujeto 2 [por Máximo Thomsen] golpea al damnificado [por Fernando Báez Sosa] y luego le propina golpes (patada)”.

Fue señalado por testigos “como el sujeto que le pegó a Fernando cuando ya estaba en el piso; en su cabezacara, y pecho”. Imágenes aportadas a la causa lo muestran “chuparse los dedos” con sangre cuando es interceptado por personal policial.

Casi una hora y media después del ataque, envió al grupo de WhatsApp que compartía con el resto del grupo un mensaje que decía: “Chicos, no se cuenta nada de esto a nadie”. Hoy dio su versión de por qué lo mandó. “Ya había gente de Zárate que decía que nos habíamos peleado, yo digo eso porque no quería que mis padres se enteraran que nos habíamos peleado. Esto todo lo que voy a declarar”, dijo al respecto.

Ayer, Juan Pedro Guarino, que era amigo de los acusados y viajó con ellos a Villa Gesell, estuvo preso y luego fue sobreseído, contó como testigo que tanto Ciro como Luciano Pertossi fueron a la escena del crimen cuando ocurría el ataque a la víctima.

11.08 Cuarto intermedio

Concluidas las declaraciones de Ciro Pertossi, el tercer imputado que pide hablar en lo que va del juicio, y del perito informático de la defensa Pablo Alberto Rodríguez, la audiencia pasó a un cuarto intermedio.

10.24 Un perito de la defensa asegura que se eliminaron mensajes de los celulares de los imputados

Luego del escueto relato de Ciro Pertossi, se inició la declaración de Pablo Alberto Rodríguez, un perito informático de la defensa. “No se siguió ningún protocolo en el secuestro y en la cadena de custodia de los teléfonos celulares [de los imputados]”, sostuvo el técnico de parte.

“Podemos verificar que todos los teléfonos tienen acceso posterior al allanamiento [donde fueron detenidos los sospechosos]”, indicó, a la vez que tras una pregunta del abogado de los imputados, Hugo Tomei, aseguró: “Se eliminaron mensajes de los teléfonos celulares después del secuestro”.

Después comenzó con los cuestionamientos Fabián Améndola, uno de los abogados que representa a los padres de la víctima. “¿Abrió los chats para ver si hubo una modificación en ellos?”, interrogó. “Eliminados hay, porque lo vimos. No miro contenidos. No leo. Veo el teléfono”, respondió el testigo.

“¿Hay posibilidad de editar el chat, lo puedo modificar?”, insistió Améndola. “Sí, técnicamente es posible”, indicó el perito de parte, que también dijo: “No verifiqué los chats para ver si hay otras modificaciones”.

Siguió con las consultas Fernando Burlando, colega de Améndola en la representación de Silvino Báez y Graciela Sosa. “¿Después de los allanamientos hubo algún tipo de modificación del contenido?”, preguntó con vehemencia el abogado. “No surge de la extracción que yo hice si hubo modificaciones o no hubo modificaciones”, manifestó el técnico.

10.00 Declara Ciro Pertossi

Apenas se inició la audiencia, el abogado defensor Hugo Tomei anticipó que Ciro Pertossi quería hablar para aclarar un video. Ya sentado frente al estrado, el imputado comenzó a rever una grabación y sostuvo, mientras señalaba la pantalla con un puntero: “Este chico soy yo. Esa patada no la doy. Cuando me doy cuenta de que el chico [por Báez Sosa] está en el piso, me freno antes”.

Después se refirió también a un audio enviado la madrugada del homicidio, a las 6.06, en el que se lo escucha decir “chicos, no se cuenta nada de esto a nadie”. Sobre eso indicó: “Ya había gente de Zárate que decía que nos habíamos peleado, yo digo eso porque no quería que mis padres se enteraran que nos habíamos peleado. Esto todo lo que voy a declarar”.

Una vez que Pertossi finalizó, el fiscal Juan Manuel Dávila empezó con las preguntas, pero el imputado marcó que no iba a declarar más. “¿Por qué frena la patada?”, interrogó por su parte el fiscal Gustavo García. “Ya respondí eso”, replicó el joven, que concluyó: “Lo que tenía que decir, ya lo dije”. De esta manera, fue a sentarse.

9.56 Se inicia la audiencia número 12

Los jueces del Tribunal Oral Federal (TOF) N° 1 de Dolores ingresaron a la sede judicial y dieron inicio a la audiencia número 12. Silvino Báez y Graciela Sosa están presentes.

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias